La industria financiera sugiere alargar la edad de jubilación hasta los 80 años

El Gobierno británico ha anunciado esta semana una “revisión independiente” del sistema de pensiones que apunta a un incremento significativo de los años de cotización..

Steve-Webb_2284564b
Steve Webb

Por David Penado 

“La gente va a tener que trabajar durante mucho más tiempo del que nunca pensaron. Hasta bien avanzados sus 70 años o incluso en algunos casos los 80, si físicamente aguanta”. No se trata de una proyección apocalíptica de un crítico del sistema económico global, sino de las palabras de Steve Webb, el que fue Ministro de Estado para las Pensiones en el anterior Gobierno de coalición de David Cameron.

Webb ha añadido que las pensiones de la próxima generación no se acercarán tampoco a las alcanzadas por sus padres. El demócrata-liberal debería saber de lo que habla ya que, además del ministro especializado en la materia, ha sido además profesor de “Política Social” en la Universidad de Bath y ha trabajado en el Instituto para los Estudios Fiscales de Londres.

Claro que para entender sus declaraciones, quizá sea más pertinente su actual ocupación. El político británico es desde agosto de 2015, director de política y comunicación externa de la mutua de servicios financieros Royal London, que es la mayor mutua de pensiones del Reino Unido con una cifra de en torno a los 9 millones de polizas y gestiona, a través de su división Royal London Asset Management, más de 80.000 millones de libras. Esta compañía acaba de presentar un informe sobre la sostenibilidad del sistema de pensiones británico.

Todo ello en la misma semana en la que el Gobierno Británico ha anunciado una “revisión independiente” de la edad de jubilación que habrá de concluir con la presentación de sus recomendaciones para mayo de 2017. Un proceso que está contemplado en cada periodo parlamentario, pero que ha llegado antes de los esperado.

Tan sólo dos años después de que Gran Bretaña subiese la edad de jubilación a los 67 años, la actual ministra de Pensiones, la baronesa Altmann, anunció esta revisión del sistema en la que “todas las opciones” están sobre la mesa. Una señal de que la edad de jubilación podría subir de nuevo.

Según los planes actuales, la edad de jubilación debería subir a los 66 años en 2020, a los 67 en 2026, a los 68 hacia mediados de los 2030 y a los 69 hacia finales de la década de los 40. Pero, si bien en principio los planes de esta revisión irían destinados a aquellos que se jubilen más allá de 2028, existen voces que señalan que el incremento para la edad de las pensiones podría suceder “más rápido de lo planeado”.

Es el caso de Tom McPhail, quien ha añadido que “aquellos que entren hoy en el mercado laboral, probablemente tendrán que esperar hasta la mitad de sus 70 años para recibir una remuneración del sistema estatal”. Y adivinen a qué se dedica McPhail.

Se trata del responsable del área de investigación de pensiones de Hargreaves Lansdown, una de las compañías de servicios financieros del FTSE 100; es decir, el ‘Footsie, ‘nuestro Ibex’. El ejecutivo es también el presidente del lobby de presión Pensions Income Choice Association y de “la organización benéfica independiente”Pensions Policy Institute. Unos credenciales con los que, o a pesar de los cuales, ha asesorado al Gobierno en los últimos años sobre cómo reformar el sistema.

Tom-McPhail-2009-700x450
Tom McPhail

Pronósticos similares, aunque en este caso para oponerse a ellos, han sido realizados por Owen Smith, el responsable de pensiones laborista. El ‘ministro en la sombra’ considera bastante probable que el Gobierno de Cameron vaya a incrementar la edad de jubilación más y antes de lo esperado. Después de todo, según señala, ya hicieron lo mismo en su anterior periodo de Gobierno con la edad de jubilación de las mujeres. Ésta debía subir gradualmente de los 60 a los 65 años entre 2010 y 2020; pero en 2011, el ejecutivo de Cameron decidió acelerar el proceso de forma que llegará a los 65 en noviembre de 2018 y a los 66 en octubre de 2020.

Los ‘globos sonda’ que la industria financiera ha ido lanzando en los últimos meses desde luego que apuntan en esa direción. Así, Rebecca Taylor, directora del Chartered Institute for Securities and Investments, una asociación profesional de la industria financiera y de inversión, declaró en un reciente reportaje del Financial Times: “No creo que la gente se de cuenta de cuánto necesitarían ahorrar para tener unos ingresos decentes más adelante”, en referencia a recibir una pensión.

La ejecutiva añadió que aquellos que hoy tienen 25 años deberían ahorrar 800 libras al mes durante los próximos 40 años para poder retirarse a los 65 con unos ingresos de 30.000 libras al año. Unas cifras que nos dan una idea del dinero que está en juego, cuando se plantean reformas como éstas que, de confirmarse, supondría unos jugosos volúmenes de activos a gestionar en gran parte por fondos privados de gestión.

computing_stress

“Karochi” es el término japonés para definir la muerte por exceso de trabajo. ¿Es éste el modelo de identificación que puede ofrecer la sociedad post-capitalista?

¿Malvivir como un hámster sobreestimulado haciendo girar la rueda de su jaula a velocidad supersónica para inmolarse estúpidamente en el altar del insaciable Moloch, el dios del dinero?

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s